Fetiches

El sexo va más allá del encuentro físico, se puede decir que en muchas ocasiones todo se deriva de la mente y como  juega un papel muy importante, esto tiene que ver con el desarrollo y cómo logramos involucrar con esas fantasías, partamos de eso; En pocas palabras el mejor afrodisiaco que podemos tener es la IMAGINACIÓN.

Durante muchos años aquellos comportamientos sexuales que se salían de lo normal eran encasillados como problemas mentales, llegando a ser algo peligroso, estaba mal visto la obtención del placer a través del sexo, solo estaba bien visto si su propósito era la reproducción.

La regla de la sexología dice: es perfecto siempre que no genere daños, ni físicos, ni emocionales, ni a mí, ni a mi pareja, ni a terceros, el fetichismo no es una patología, al contrario es un comportamiento normal que en algún momento puede enriquecer tu relación, así que rompe con los estigmas y con la cultura que aún tiene por concepto de enfermedad.

¿QUE ES FETICHISMO?

Realmente el fetichismo solo es la atracción sexual que se siente o que es provocada por un objeto o por determinada parte del cuerpo humano, lo que normalmente no tendría que ver con los genitales ni con las zonas erógenas más comunes.

¿FETICHE ES LO MISMO?

El fetiche alude a ese objeto en específico o a la parte del cuerpo que nos causa excitación. Ya si hablamos de fetichismo es como tal la práctica sexual que incluye la atracción por esos objetos/ partes, siempre tendrá vinculado un componente sexual y de excitación.

TIPOS DE FETICHISMOS

Existen tanto tipos de fetiches como personas, y no todos los fetichistas tienen los mismos gustos. Esa atracción especial que sientas por algún objeto en concreto ese será tu fetiche, así como otra persona puede sentir deseo por una parte especifica del cuerpo o alguna característica en concreto.

Podríamos establecer una clasificación agrupando los fetiches más frecuentes, ya que la lista es interminable encontramos desde lo más común hasta lo más particular.

PARTES DEL CUERPO: Los órganos sexuales no pertenecen a este grupo, son partes del cuerpo que no están vinculadas con lo erótico, como las manos, los pies, las orejas, etc.

CARACTERISTICAS CORPORALES: Aquella persona que se distingue por tener tatuajes, piercings, hasta por el color de piel, lo que podríamos decir una estética en concreto.

PRENDAS Y COMPLEMENTOS DE VESTIR: Prendas como la lencería, el cuero, látex, son el tipo de cosa que generan mayor excitación.

OBJETOS Y PRÁCTICAS: Aquí ya entra el uso de esposas, látigos, zapatos de tacón, antifaces, espejos, etc.

 

¿Y CÚAL ES SU FETICHE MÁS EXTRAÑO?

 Seleccionamos entre los más extraños, los que podríamos incorporar en nuestra vida sexual.

1 Claustrofília: Existe la claustrofobia, ese miedo a los espacios cerrados, en este caso el contraste es: la excitación que se produce en aquellos espacios sumamente pequeños. Los baños son de los lugares favoritos de los claustrofílicos.

2 Odaxelagnia: Este tipo de fetiche podría considerarse entre los más comunes, ¿Quién no lo ha hecho? el morder, ser mordido, la excitación que lo genera es de lo más placentero. Hay que tener en cuenta que no se debe comparar con la hematofília que es el deseo de chupar la sangre.

3 Espectrofília: Es el fetiche que se tiene por los espejos. Va dirigido a  aquellas personas que les encanta mirarse durante el acto sexual y todo lo que tenga que ver con este objeto.

 A veces, la práctica del fetichismo va unida a otras prácticas alternativas.

En este caso estamos hablando del BDSM (Bondage, Dominación, Sumisión y Masoquismo)

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - $ 0
Wordpress Social Share Plugin powered by Ultimatelysocial
Abrir chat
Asesoría Vía Whatsapp